Dar vida, crear alimento

De repente tienes un bebé en brazos, un ser pequeño, indefenso y hambriento que busca calor y protección en tus brazos y alimento en tu pecho, todo debería ser fácil, instintivo y fluir con naturalidad, pero en muchas ocasiones no es así...

En muchos casos has pasado por un parto largo y duro rodeado de gente extraña y desgraciadamente muchas veces intervenido en exceso, obstaculizado por protocolos y factores externos, no es ni mucho menos lo que la naturaleza tenía reservado para ti y tu bebé.

De repente todo el mundo sabe más que tú y se cree con derecho a opinar y a dar consejos no pedidos.

En tu cabeza las ideas van y vienen, te sientes pequeña, todas tus ideas se vuelven confusas, sientes inseguridad y sobre todo te sientes vulnerable y además estás agotada.

El bebé llora, lo coges le ofreces tu pecho,  te hace daño, parece que mama bien, pero pronto se suelta y vuelve a llorar, apretas tu pecho y nos ves ese alimento que debería nutrir a tu bebé, te dejan un extractor y a penas salen unas gotas.

Mientras tanto la familia, amigos y conocidos pasan a verte sonrientes y traen consigo consejos y vivencias, pero todo ello sólo hace que estés más confundida, que no puedas relajarte, que no puedas disfrutar del momento, conectar con tu instinto y con tu pequeño.

A veces alguien llega con un poco de luz, te abre los ojos, lo ves claro y te sientes poderosa, te entiende y te explica lo que pasa, te ayuda y descubres que amamantar no duele, descubres el placer de sentir como tu bebé se alimenta de ti.

Pero el entorno retorna y los malos consejos vuelven, la ayuda desaparece y aquellos bienintencionados intentando ayudar solo hacen que poner obstáculos y hacerte sentir más pequeña, incapaz, débil.

He revivido el nacimiento de Bichito a través de una amiga y me he dado cuenta de la suerte que tuve, de cuan importante es tener las ideas claras, estar informada y tener a tu alrededor apoyo moral, porque de ayuda solemos disponer, pero no tiene nada que ver la ayuda con el apoyo y estos días he podido ver desde otra perspectiva, desde fuera, lo importante que es rodearse de gente que realmente te apoye.

Ojalá ella encuentre el camino y haga lo que realmente desee y no aquello que los demás esperen de ella. 

1 comentario:

  1. Tal cual. Lo he revivido a través de tu post. La conclusión es la misma :)

    ResponderEliminar

Me encantará leer vuestros comentarios, gracias!